Ear

Pocos episodios biográficos son tan populares como el de Van Gogh y su oreja, una oreja atenta a los delirios interiores del artista. Van Gogh ejemplifica esa categoría extraacadémica de artistas malditos cuyas obras baten records de precios y sin embargo no obtuvieron reconocimiento en vida.

Mostrando todos los resultados (6)